domingo, 11 de diciembre de 2011

LA DIFICULTAD DEL AMOR

Un poco de simplicidad sería el primer paso hacia una vida racional, creo.
Eleanor Roosevelt


Hablábamos hace pocas noches un amigo y yo, de lo previsible que se han vuelto los temas de conversación de cualquier reunión humana a la que nos avengamos a asistir.

Y los que llevan la delantera son dos: “El HORROR de lo que esta pasando” y las “TREMENDAS DIFICULTADES que tienen las parejas para sostenerse como tales”.
(Las mayúsculas intentan poner de manifiesto el énfasis en la voz de las personas al plantear estas cuestiones). Espero que no sea necesario aclarar que esto esta hecho con humor. Lo del énfasis. Lo de los temas es absolutamente serio.

Voy a saltearme el primer tema porque, además de resultarme remanido, repetitivo y con cierto goce en la repetición, hasta me atrevería a asegurar que en las reuniones sociales resulta tan cómodo como hablar del tiempo. Realmente creo que esta época que nos toca vivir es, efectivamente, difícil, pero no mucho más que cualquiera de las que pasaron y tal vez menos de las que vendrán. Es hora de darnos cuenta de que este raro entretejido al que llegamos sin ser consultados y al que llamamos vida, tiene claves que merecen ser descifradas…creo, emulo a Eleanor Roosevelt.

Vamos a hablar del amor. De lo que damos en llamar amor.

Decíamos, mi amigo y yo, que gran parte de responsabilidad en los fracasos, sufrimientos e infelicidades que, efectivamente, conlleva el intento de amar a otro, reside en que, en general, es el impulso sexual el detonador primero de toda relación, el que una vez acabado, o simplemente algo debilitado, hace que pongamos en duda nuestra elección y demos a esa pareja por muerta aun antes de nacer.

El verdadero problema resulta si hemos aprovechado el periodo de efervescencia erótica para prometer amor eterno, casamiento, niños, biológicos, adoptados, logrados con fecundación asistida, vientres alquilados o donantes anónimos.

Incluyo en la categoría parejas a las heterosexuales, homosexuales, mixtas, con abismales diferencias de edad o de raza y/o religión.

Y llegamos a una conclusión con la que se puede estar de acuerdo o en total desacuerdo, como con todo lo que yo escribo.

La conclusión es la siguiente: nos hemos quedado enredados en el pasado prehistórico, presos de convenciones sociales, religiosas y biológicas que perdieron vigencia con el avance de los tiempos. Y no seré yo la que afirme que esas convenciones no son buenas.

Sígalas el que quiera seguirlas si entiende que de esa manera logra su felicidad personal.

Pero resulta que la mayoría de las parejas que conozco, y me incluyo en las pasadas y presentes, aunque espero que no en las futuras si llegaran a venir, tropiezan con la misma piedra una y otra vez.

¿Y si no le pidieramos al amor más de lo que le pedimos a la amistad?
¿Y si esperáramos amistad antes que cualquier arranque pasional?
¿Y si pudiéramos mostrar vulnerabilidad tal cual lo hacemos con nuestros amigos de verdad?
¿Si pudiéramos sacarnos las mascaras y ser el que realmente somos desde el primer momento?
¿Si pudiéramos no considerar al otro un trofeo o una condecoración?
¿Y mucho menos una posesión?
¿Si pudiéramos ver sus defectos y aceptarlos?
¿Si pudiéramos empezar una relación sin saber adónde irá a parar?
¿Podríamos aceptar que el sexo se demore en llegar? ¿O que tal vez no llegue nunca y ese ser que nos atrae se convierta en una amigo/a incondicional y para siempre?

Si nos olvidamos de “como deben ser las cosas” y las aceptamos “como vienen” tal vez la vida se vuelva más simple y más racional. Esto quiere decir con menos sufrimiento, ya que de ninguna manera pienso que estemos aquí para sufrir. Ya hay demasiados sufrimientos inevitables. Intentemos esquivar los otros.

Los abrazo.

Leonor.

P/D. Es probable que lo intuyan pero no esta demás recordarlo: cada tema que escribo, lo escribo primero que nada para mí. No me excluyo de ningún error, de ningún malentendido, de ninguna infelicidad. Intento no repetirlos. En eso estoy.

12 comentarios:

  1. Querida Leonor: me encantan las preguntas sobre el tema de la relación de pareja respecto de las cuales nos invitas a reflexionar.
    Con los años y por supuesto también con las experiencias me dí cuenta que al menos para mi una relación de pareja basada solamente en la atracción sexual iba tarde o temprano destinada a "no ser" o "dejar de ser"... Sin dudas la comunicación con la pareja en el intercambio sexual es un modo de compartir sublime pero si es el único o aquel en que se basa la pareja, tarde o temprano podemos sentir que estamos compartiendo nuestra vida con alguien con quien "fuera de lo sexual" no hay afinidad alguna.Por suerte para mi con mi actual pareja nos conocimos primero por pertenecer a un mismo foro de opinión (podría haber sido una página cmo ésta también...) empezamos a comunicarnos por chat y por mail y varios meses después recién nos "vimos" personalmente. Y aún así compartimos muchos hermosos momentos antes de compartir sexualmente y además de compartir sexualmente dejando que la relación fuera fluyendo y construyendo cada día desde ese lugar. Puede que haya influído el hecho de que al conocernos yo tenía 40 años y él 51 años y ya veníamos de pasadas experiencias. Y se ve que nos decidimos a "tratar de no tropezar dos veces con la misma piedra". La cuestión es que somos geuninos el uno con el otro y a la vez, con los demás. No respondemos ni a "modelos" ni a "prototipos" de parejas lo cual nos hace sentirnos libres y felices.
    Vivimos nuestro amor con sencillez y alegría.Si tuviera que decirles qué me hace más feliz de esta relación es justamente esto último, la sencillez y autenticidad con la cual la vivimos.
    Y nos hemos planteado en conversaciones que tenemos juntos algunas de las preguntas que nos plantea Leonor hoy...y seguimos conversando al respecto.
    Y creemos en el amor, somos prueba viviente de que existe...
    Que todos encuentren amor en sus caminos de vida, se los deseo de corazón.
    Abrazos para todos!!!

    María Marta

    ResponderEliminar
  2. LEONOR

    ES TAN REAL TODO LO QUE ESCRIBISTE.
    ¿POR QUÉ PEDIR DE MÁS? ESTOY TOTALMENTE DE ACUERDO CON VOS AL AMOR HAY QUE DEJARLO FLUIR SIN IR TILDANDO LOS ITEMS DE UNA LISTA ESTÚPIDA QUE NOS HAN IMPUESTO

    SALUDOS

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Hola Trini, leyendo tu comentario no me pareció que parecieras ni sarcástica ni resentida...para nada...no recibo eso cuando leo lo que contaste. Creo que compartis una experiencia y lo que te pasó con esa persona y al compartirla nos haces pensar a todos sobre lo que planteas...
    Te deseo lo mejor "para la próxima", como vos decís...
    Abrazos para todos,

    María Marta

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  8. Hola Leonor! Hola a todos! que alegría es leerlos de nuevo!
    Me parece que todas las preguntas en tu lista son de verdad, estamos haciendo todo lo contrario: perseguimos al otro, lo queremos tener cerca, deseamos que pertenezca a nosotros para siempre, lo mismo hacen con nosotros))) para mí es más fácil de huir de todo esto lo que llamamos la vida y no sufrir. Esto es la debilidad? ok, pero con eso puedo pensar y tomar una decisión... o seguir haciendo las cosas que me gustan mucho más que vivir la vida humana habitual! mmmm sí, es decir, yo estoy evitando dificultades incluso las del amor...

    Mi amiga Valeria tiene algo que decir tambien:
    ¡Hola Leonor!
    No sé por qué pero a menudo me parece que somos así, que siempre creamos dificultades fútiles, siempre estamos disgustados, pretendemos, exigimos, y por eso se presentan las dificultades en el amor, en la comunicación, en la vida por completo. Supongo que si la gente valorara más lo que tiene y aceptara su pareja precisamente como es, haría menos problemas y pocas parejas se descompondrían.
    Por otro lado a veces aquellas dificultades en las relaciones son necesarias para probar si los sentimientos sean verdaderos. Estoy segura que si el amor es real, las personas estarán juntas contra viento y marea. Y si no, no fue el amor.
    Lamentable esto le es propio al ser humano tomar por el amor algo que no lo es.
    ---------------------------------------------
    cada uno tiene derecho al error, ¿no? )
    saludos! que tengan el día maravilloso!
    Leonor, hoy te hemos visto en "Herederos...", ¡sos tan espléndida!

    ResponderEliminar
  9. Estoy completamente de acuerdo, pero me gustaría hacer una pregunta (quizá un poco ingenua), ¿qué entendemos por amor?

    Abrazo.

    Bruna.

    ResponderEliminar
  10. Hola Leonor y Compañeros del Blog.

    Concuerdo en casi todo con vos, pero, hay algo que mucho no entendí, que es esto:
    "(..)es el impulso sexual el detonador primero de toda relación..."
    No comprendo, y también disiento. No creo que el detonador primero de una relación sea el impulso sexual... O soy demasiado fantasiosa, y creo en el amor a primera vista.

    Considero que en todos los ordenes de la vida tenemos que aceptar las cosas como vienen, y no esperar más de lo que las situaciones dan... porqué por alguna razón, dieron hasta cierto punto, y no más.

    "¿Si pudiéramos sacarnos las mascaras y ser el que realmente somos desde el primer momento?", me hizo recordar a los 150g de dulce de Batata. Si esto ocurriera, muchas parejas no estarían formadas.


    Perdón si mi respuesta es un tanto absurda, y mi pregunta también... todavía no me ha tocado estar profundamente enamorada, y sufrir por amor.


    Besos para todos.


    Brenda.

    ResponderEliminar
  11. Pienso al leer todo lo que han escrito, en las situaciones personales que me he encontrado, en todos los errores que he cometido y lo que finalmente a "golpes" comprendí sobre el amor.

    Recuerdo que en tu libro Leonor, dices esta frase que para mi, es realmente el significado del amor en todos sus estilos (pareja, amigos, hijos, etc):

    "Quiero a mi lado seres humanos libres, felices, auqnue su libertad signifique que estarán lejos de mi. Si los amo, los dejaré ir, solo si el otro vuela podré mirar hacía arriba".

    Vivi que me dieran libertad por amarme, y entendí que es la única posibilidad de amar sinceramente.

    El amor lo complicamos nosotros, estoy convencida de ello.

    Besos grandes a todos!

    ResponderEliminar
  12. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.